Gestión de equipos en el Spa, el camino hacia el éxito

El éxito o el fracaso de un centro Spa muchas veces está más relacionado con la gestión de sus...

Competencias emocionales de un SPA Manager

Hemos preguntado a nuestros alumnos de la Wellness Spain Academy que describan sus competencias...

Wellness Laboral en el Spa, empezando con lo básico Prevención de Riesgos Laborales

Nuestros spa manager son conocedores por su experiencia de los problemas más comunes que pueden...

Checklist para escoger el motor de reservas online adecuado para tu Spa

El más adecuado para ti dependerá obviamente de las necesidades de tu Spa y hotel, de lo grande...

Rotación del Personal del Spa. Ventajas o inconvenientes para la mejora de la productividad del spa

En la búsqueda de competitividad y productividad del spa, el personal ha de experimentar...

ANBAL previene a agencias y usuarios del uso fraudulento de la palabra "balneario"

Para comercializarse con el nombre de "balneario" es necesario disponer de un manantial...

Un estudio sobre un nuevo microsegmento de clientes: Los LOHAS

Los spa manager, mantienen que el cliente lo ve positivamente el que hagan acciones sostenibles,...

Turismo sanitario, una nueva interpretación para buscar sinergias entre clínicas privadas, spa hoteles, balnearios y seguros privados

Actualmente vivimos en una época donde cada vez nos preocupa más la estética, nos motiva el...

La ducha Vichy - Éxito o fracaso?

Los profesionales del Master Spa Manager que realizan la formación en Wellness Spain Academy, se...

Creatividad continua como estrategia competitiva.

El conocer cuales son los puntos que consideran más importantes dentro de su día a día en el spa,...
« Atrás

La sostenibilidad de las Ferias y su futuro

Las ferias han sido siempre un buen método para poner en contacto a profesionales de un mismo sector; se han utilizado como muestra y escaparate de productos y servicios. Como cada uno de las ferias, en especial las del sector, tienen su historia y existen ya años o decadas.
La idea es buena, pero debemos valorar si Ferias actualmente siguen siendo plataformas de comunciación y sistemas efectivos y sostenibles a largo plazo.


Valoremos la situación general:


El visitante, sea un profesional o un cliente final, vuelve a su casa con bolsas llenas de tarjetas y papeles que luego no recordará a quien pertenecían.
Muchas veces suele tratarse de un empleado al que han destinado exclusivamente a "realizar contactos", ver las novedades, etc. Es decir, las empresas destinan a un trabajador a una jornada de "quemar suela de zapato" y recopilar información, mientras su productividad se ve afectada por el mero hecho de no estar en su puesto de trabajo habitual.


Algunos de estos empleados, además, necesitan desplazamiento y alojamiento dado que las ferias pueden no encontrarse en su ciudad, por lo que además de una falta de productividad, se añade el gasto económico que supone para el empresario desplazar a un trabajador (teniendo en cuenta que a posteriori de la feria, la empresa no obtiene un beneficio directo).
Una vez valorado el estadio general de una feria, vamos a añadirle el concepto Wellness-Spa, para poder definir con más exactitud si a nuestro sector le benefician o no las ferias, y esclarecer cuál puede ser su futuro.
El Wellness se concibe como un estilo de vida saludable y sostenible que abarca diferentes disciplinas (terapias manuales, con agua, tratamientos dermatológicos con especialistas médicos….). Lo diferenciamos de otros subsectores como la cosmética y la belleza, ya que ambas van más dirigidas a un embellecimiento del cuerpo, pero no del cuidado del organismo.
El profesional del sector del wellness, no quiere asistir a una feria donde la temática predominante sea la cosmética o la belleza. Debemos dejar claro que no se trata en ningún caso de una especie de discriminación; la explicación es mucho más sencilla:
Al profesional de spa le interesa saber cómo evoluciona éste sector, es decir, pretende buscar y encontrar soluciones a sus problemas en el Spa, en cuestiones de RRHH, busca soluciones técnicas y tecnologicas. Quiere saber dónde vamos, cuál es el camino que deben tomar los spas para poder ofrecer a sus clientes un servicio, que no solo cumpla las expectativas del cliente, sino que las supere.
El cliente se ha vuelto más exigente, conoce más nuestro mercado Wellness, y a veces, lo conoce mejor que algunos profesionales, por lo que claro que les importa la cosmética y la belleza, pero ya no se quedan solo con eso, sino que quieren una experiencia para recordar.


La cosmética y la belleza son partes importantes en nuestro puzzle, pero no olvidemos que ambas son decisión del profesional del spa. Él es el que marca todas las tendencias venideras en cuestiones de estética y belleza, por lo que son los dos aspectos que menos nos importan primera vista, ya que primero plantaremos las bases sobre otros aspectos, una vez esto este hecho, valoraremos que cosmética querremos en nuestro spa. Aquella cosmética más utilizada por el segmento, ganará terreno, la menos utilizada acabara por desaparecer o por mantenerse en ciertos puntos muy concretos.
Debemos entender y comprender las prioridades de cada segmento, la cosmética ésta inventada hace mucho tiempo (siempre habrá mejoras dados los avances tecnológicos), lo necesario para el profesional del spa, es crear nuevas expectativas para el cliente, encontrar soluciones, mejorar su servicio, atender al knowhow de la empresa….
Si no nos preocupamos por aquellos aspectos y detalles que más puedan interesar al cliente, de nada nos servirá haber pasado horas en una feria.
Se debería separar ambos conceptos, es decir, la cosmética y la belleza deberían ir por un lado distinto al del wellness y spa, porque el público es distinto en cada caso.

Conclusión:
Para el profesional del spa, sería mucho más productivo, poder asistir a pequeñas reuniones donde el contacto con otros profesionales fuera mucho más directo y menos impersonal.
El futuro de las ferias en el sector wellness-spa, está puesto en espacios naturales donde todos los asistentes pueden disfrutar del entorno en el que trabajan, conocerlo, hacer mesas redondas, dar roles para dar soluciones a conflictos… se trata de estimular al profesional con este tipo de actuaciones y que entre ellos puedan generar nuevas ideas que mejoren el segmento.
Todos debemos trabajar en equipo, pero jamás se deben olvidar las prioridades de las cuales depende nuestro futuro.